Guillermo Anselmo Vezzosi (Argentina): “Creo que privarnos del cielo es una especie de golpe”

Un cielo de una sola estrella es el nombre del proyecto del artista visual y arquitecto, Guillermo Anselmo Vezzosi (Argentina), quien culminó a fines de noviembre la residencia arte&astronomía, periodo donde investigó los efectos transversales de la contaminación lumínica a nivel global, cuyos resultados serán materializados en una exposición en la Bienal SACO1.1 Golpe, la que contará además con la participación del astrónomo Eduardo Unda-Sanzana.

Durante su estadía, trabajó junto al Centro de Astronomía de la Universidad de Antofagasta, institución que le brindó una completa asesoría y acompañamiento, y donde tuvo la oportunidad de realizar una charla sobre su camino artístico e investigativo.

Charla sobre arte y ciencia en el Centro de Astronomía de la Universidad de Antofagasta

Sobre cómo llegó a la etapa actual de su estudio, comenta que “tenía una idea vaga de lo que quería hacer, que estaba relacionado a la reproducción del cosmos. Eduardo me había ofrecido trabajar con placas de espectrógrafos, instrumentos que recolectan e individualizan la luz de cada estrella y que a través de cables las analizan y estudian. Arribé con esa idea, que no me convencía mucho, y en entrevistas con astrónomos y físicos, Eduardo comentó sobre contaminación lumínica y ahí se me encendió una lámpara”. 

“Entonces descubrí esto que se viene dando hace mucho y que afecta no solo la observación astronómica, sino también a todos los seres humanos, a la flora y la fauna, y tiene grandes consecuencias. Uno no pensaría que la abundancia de luz pudiera dañar, y sin embargo, es así”, agrega.

A partir del año 2013, Vezzosi comienza a trabajar con instalaciones, teniendo como fuentes de inspiración a Stephen Hawkings, Albert Einstein, entre otros científicos importantes, interesándose en las maneras de poder materializar dichas teorías desde el punto de vista y la posición del espectador, las escalas macro y micro, y la relación espacio-tiempo.

Recuerda que “no eran conceptos tan profundos como cuando cuando quedé en SACO8 con el proyecto Topografía de un futuro incierto, que estaba relacionado al  incremento del nivel del mar. Ahí empecé a hacer artivismo podríamos decir, activismo a través del arte para poder colaborar y tratar de construir conciencia sobre las problemáticas que hemos generado y que cada día se acrecientan”. 

Este proyecto lo llevó recientemente a trabajar con el Jet Propulsion Laboratory de la NASA, cuya experiencia de residencia le permitió adaptar los tiempos y ritmos de investigación a lo que realizaría en su estadía en Antofagasta, donde tuvo la posibilidad de visitar el Observatorio Paranal de ESO en Chile. En este templo de la ciencia contemporánea, conversó con astrónomos e ingenieros, nutriendo aún más su investigación. “La visita a Paranal me entregó mucho, hubo presentaciones muy buenas que me esclarecieron un montón de cosas más, profundizando y aclarando ideas. Terminó de complementar la información de todo lo que ya había conversado en la universidad”, comenta.

Fotografías de la visita de Guillermo a Paranal gracias a la colaboración de ESO en Chile.

Una sola estrella en el cielo

Guillermo hace una retrospectiva al momento exacto que inspiró el nombre del proyecto. Mientras cenaba cerca del aeropuerto Arturo Merino Benitez en Santiago de Chile, miró el cielo nocturno y vio, literalmente, solo un cuerpo celeste. “No puede ser que haya solo una estrella, qué contaminado está todo esto”, fue parte de sus primeras reflexiones. “Así se me vino a la mente la frase Un cielo de una sola estrella, que parece una frase cursi, pero que en el fondo es muy potente, y que finalmente estuvo sumamente relacionado a todo lo que fui investigando”, comenta.

Respecto a la vinculación de su trabajo con la temática curatorial de la Bienal SACO1.1, señala que “creo que privarnos del cielo es una especie de golpe, es algo muy autoritario. Y si lo vemos desde el punto de vista de las consecuencias de los golpes de estado, cuyas variables generales son anular, privar y controlar, es indirectamente lo que pasa con esto, anula, priva y controla, porque la contaminación que hay ya no es solo lumínica”.

“Por eso pienso que este proyecto no termina, sino que inicia, ya que da para colaboraciones de muchos proyectos, que es lo mismo que me pasa con lo de la NASA, es un proyecto, pero hay mucho más atrás. Hay que hacerlo porque si no, queda en una sola exposición que se diluye en el tiempo, ¿dónde está mi artivismo en ese sentido?”.

Guillermo Anselmo Vezzosi (Argentina)
Arquitecto y Artista visual. The Saatchi Gallery de Londres expuso fotografías de su célebre obra Topografía del caos. Formó parte en Art Basel cities Buenos Aires, PERTENENCIA SANTA FE en la Casa de la Cultura del Fondo Nacional de las Artes, La línea piensa: nuevas latitudes en las ciudades de San Juan y Córdoba y la 4º Reunión de Arte Contemporáneo de Argentina en la Universidad Nacional del Litoral en Santa Fe. Obtuvo el Premio Adquisición en el 59º Salón Nacional Ciudad de Ceres, Primer Premio Adquisición Salón Nacional de Dibujo Museo Villa María-Córdoba, Premio LT10 Radio UNL en el 88º Salón de Mayo del MPBA, entre otros.

Expresamos nuestros agradecimientos por la colaboración en la residencia al Centro de Astronomía de la Universidad de Antofagasta, a ESO en Chile y al Área de Cultura y Turismo del Municipio de Cerrito, Argentina.

0 Compartidos
Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *